Podemos pide 20 años de cárcel para Jordi Pujol por corrupción

Podemos pide 20 años de cárcel para Jordi Pujol por corrupción
noviembre 15 06:21 2020

El partido de Pablo Iglesias, que ejerce de acusación popular en el caso Pujol, ha pedido veinte años de cárcel para el patriarca y reclama sentar también en el banquillo a su mujer, Marta Ferrusola, y a sus siete hijos. En el escrito de acusación presentado ante la Audiencia Nacional, al que ha tenido acceso ABC, Podemos concluye que los Pujol se aprovecharon «durante decenios» de su «posición privilegiada» en la vida política, social y económica catalana para acumular un «patrimonio desmedido» directamente relacionado con la corrupción.

En la línea de lo que había expresado el juez de la Audiencia Nacional José de la Mata después de siete años y medio de instrucción de la causa, la acusación popular que representa Podemos tampoco se cree la versión de la familia Pujol de que su millonaria fortuna tiene su origen en una supuesta herencia que les habría dejado «el abuelo» Florenci, padre del expresidente de la Generalitat. Podemos reconoce que, en muchos casos, el origen de esos fondos es desconocida, pero «desde luego» cree no está en ese supuesto legado familiar, que Jordi Pujol, en su mal llamada confesión en julio de 2014, dijo que se lo había dejado su padre como colchón ante las incertezas de la carrera política que él entonces emprendía.

La formación morada, igual que el juez De la Mata, está convencida de que el origen de la fortuna está en los «pagos millonarios» que muchos empresarios hacían a la familia, y que se disimulaban canalizando ese dinero por «distintas estructuras societarias más o menos sofisticadas» en «paraísos fiscales». Por supuesto, no eran aportaciones altruistas sino que lo hacían para que los Pujol Ferrusola utilizaran su influencia política para favorecerles en adjudicaciones públicas o recalificaciones urbanísticas a lo largo y ancho de la geografía catalana.

El escrito de acusación de Podemos también es análogo al auto del instructor del caso en el sentido de concluir que muchas veces esos pagos no se hacían a cambio de una contraprestación directa sino «simplemente para congraciarse» con la familia y para «mantener una buena relación» y así poder optar a futuras adjudicaciones y favores políticos o contractuales. Una especie de «por si acaso», que recuerda más a un estado mafioso que a un caso de corrupción al uso de «mordidas» por contrapartidas bien definidas.

Esa fortuna que han ido amasando durante decenios la han ido destinando a toda clase de inversiones mobiliarias, inmobiliarias y operaciones financieras de distinta índole, siempre en beneficio de los Pujol, y que el primogénito –para quien Podemos pide casi 60 años de cárcel– se encargaba de distribuir entre las cuentas de la familia en Andorra.

El matrimonio era quien lideraba la organización de la trama. Por una parte el ahora ya nonagenario «expresident», para quien Podemos pide una pena que oscila entre los 20 y los 16 años de cárcel –al plantear al delito de asociación ilícita el subsidiario de organización criminal»–, y Marta Ferrusola, quien se autodefinía como «madre superiora de la congregación». Para ella la formación morada pide entre 17 y 13 años de prisión. La pena más la reclama para el primogénito, Jordi Pujol Ferrusola, casi 60 años de cárcel, al ser quien asumió «la dirección de toda la estrategia y la recepción y distribución de las cantidades ilícitas entre sus padres y hermanos». En total, el partido pide sentar en el banquillo a los nueve miembros del clan y a diversos colaboradores para los que pide penas entre 20 y 16 años de cárcel. Ahora, la Fiscalía deberá presentar también su escrito de acusación.

  Categorias:
ver más artículos

Sobre el autor del artículo

el llanero solitario
el llanero solitario

Ver más artículos
Escribir un Comentario

0 Comentarios

¡Sin comentarios aún!

puedes ser el que iniciar una conversación.

Añadir un comentario